¡Si lo hacemos juntos, lo hacemos mejor!

En días pasados anuncié mi candidatura presidencial en un acto de responsabilidad con el pueblo. La gente ha colocado mi nombre en ese camino y he decidido con mucha fuerza y responsabilidad honrar ese gesto.

Llegó el momento de dar un paso al frente, de construir un país mejor, donde sea posible llegar a acuerdos sin la imposición de quien está en el poder y sin usar ese poder para imponer por la fuerza un modelo de país que le conviene al poderoso sin tomar en cuenta la opinión de por lo menos la mitad de ese país.

Nuestro país no va por la dirección correcta y aunque a algunos les cuesta imaginar una transición pacífica entre un gobierno y otro, yo les puedo decir que sí es posible: nuestro estado es un ejemplo. En Miranda no imponemos una forma de pensamiento, no beneficiamos el color de una camisa. No gobernamos desde la división sino ofrecemos una oportunidad de progreso donde queremos garantizar acceso a servicios de calidad y utilidad para todos por igual.

En Miranda, a través de la inclusión, logramos una transición llena de compromiso con un trabajo equipo y un proyecto basado en soluciones que beneficien a todos los ciudadanos.

Es hora de una renovación para nuestro país. Un país donde los recursos del petróleo se inviertan en la modernización de Venezuela. Donde dispongamos de servicios públicos que funcionen y nos hagan la vida más fácil. Donde tengamos trabajos que nos gusten y sueldos que permitan vivir y ahorrar con bienestar. Donde desarrollemos un sistema nacional de salud que le garantice al menor costo posible la vida a todos los venezolanos. Donde la educación sea para todos, que respete las diferencias pero que proporcione igualdad de oportunidades.

Llegó la hora de que todos los venezolanos tengamos un lugar y un futuro que se traduzca en un bienestar general que vaya eliminando los índices de inseguridad y criminalidad con leyes que garanticen justicia y condenen el delito y la corrupción. Donde todos los venezolanos gocen de tranquilidad y disfruten de ciudades con parques y espacios públicos que liberen a la gente de estar escondidos en sus casas o metidos en un carro. Los venezolanos no queremos vivir con miedo, tenemos derecho a la tranquilidad.

El proyecto es mejorar ese presente para tener un futuro con esperanza. Por eso mi proyecto es nuestro proyecto: una Venezuela donde todos nos ponemos de acuerdo por ese bien común. Tenemos muchas razones para soñar: el futuro, la esperanza, el progreso. Es el momento para una nueva generación, nuevas ideas, nuevas formas de hacer las cosas, nueva energía y nuevas soluciones.

 Como he venido haciendo a lo largo de mi gestión al servicio del pueblo, mi prioridad es escucharlos a ustedes: sus preocupaciones y sus sueños. en los próximos meses, voy a recorrer los 335 municipios que tiene todo el país para escuchar lo que ustedes tienen que decir y tomar en cuenta sus ideas para construir una mejor Venezuela, una Venezuela de la cual todos podamos estar orgullosos.

La meta es abrir una discusión moderna y constante sobre el futuro, que le de herramientas a los jóvenes para construir la Venezuela de este siglo. debemos convertir el camino a 2012 en una gran movimiento por la esperanza, por el futuro, por el progreso de todos los venezolanos. Porque cuando se hacen las cosas bien, pasan cosas buenas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s